Lucir mejor las prendas con un bronceado

bronceado
Ya es de amplio conocimiento que las camas bronceadoras pueden afectar mucho nuestra piel y causar enfermedades como el cáncer. Pero también debemos aceptar que todo se ve mejor, como nuestros accesorios, la ropa y los zapatos que una piel hermosamente bronceada. Así que sin camas bronceadoras, y si no queremos pasar días enteros en la playa o cuando ya hace frío, lo mejor son los bronceados falsos y para obtener lo mejor de ellos te traigo algunos consejos.

Antes de hacer cualquier cosa, asegúrate de investigar todo profundamente, no vaya a ser que utilices productos que puedan ser dañinos para tu piel o que termines de color naranja. Así que si por ejemplo, quieres ir a uno de esos salones en donde aplican autobronceadores en espray por todo tu cuerpo, lo mejor es que te informes de qué utilizan y hacer una cita para ver las instalaciones y que te expliquen un poco mejor el proceso.

Antes de que te hagas ya sea este procedimiento de bronceado por espray en un lugar reconocido y especializado o si te lo haces tu misma con uno de esos autobronceadores en crema, en toallitas o en líquidos, debes exfoliarte todo el cuerpo para remover las células muertas, concentrándote en aquellos puntos más difíciles como los tobillos, los codos y las rodillas.

Otro consejo es que te hidrates las manos, el rostro, los pies, los codos, el cuello y cualquier otro lugar que tengas muy reseco, todo porque en esas zonas secas el color se adhiere mucho más, dejando así parches en la piel. Antes del procedimiento también debes considerar hacerte la cera, ya que eso quita un poco el color, así como afeitarte o depilarte. También si quieres hacerte el manicure o pedicura, será mejor que lo realices antes de hacerte la sesión de bronceado.

Foto: m00by