Broches para reanimar tu atuendo

prendedores para tu atuendo

Prácticos y pequeños, los prendedores se pueden desprender fácilmente de la prenda o complemento en la que prefieras usarlo.

Son de gran ayuda para innovar una misma prenda, por ejemplo, cuando se les lleva en la solapa del blazer o en el costado superior de la blusa.

Pueden ser de metal, de fieltro u otras telas, plumas e incluso de plástico, pero comparten la característica de ser más brillantes que el resto del look, ya que su finalidad principal es la de realzarlo fungiendo como detalle que contraste encima de donde se le coloque.

Los prendedores strass son quizá los más conocidos y los predilectos, sobretodo en el estilo de elegancia barroca y nocturna. Generalmente tienen forma de flores o gotas, brillantes y con incrustaciones de piedras brillantes en diversos colores, los cuales sirven de referencia para poder hacerlos combinar con las prendas que se visten cuando se les desea usar.

Son casi accesorio elemental para acompañar un chal o chalina en fiestas o reuniones especiales, y dependiendo de su costo, la finura de sus piedras y del metal con los que está hecho se pueden categorizar como una joya.

Los más sofisticados están hechos de metal y bañados en oro, por citar un ejemplo.