Suplementos nutritivos para lactantes

Suplementos para bebés

Debemos tener en cuenta que la leche materna contiene una porción naturalmente equilibrada de vitaminas y minerales, sobre todo vitaminas C, E y B, por lo tanto si la madre y su hijo están sanos y se alimentan correctamente, no hará falta que el médico les dé ningún suplemento vitamínico para el bebé.

Suplementos necesarios para bebés

Los bebés que nacen en zonas urbanas muchas veces por falta de exposición a la luz solar necesitan un complemento de vitamina D. Esta vitamina es producida naturalmente por la piel al ser expuesta a la luz solar. Si usted vive en una zona donde el clima es cálido y saca a su hijo a la luz varias veces a la semana aunque sea por breves períodos de tiempo, están ambos produciendo la dosis correcta de vitamina D, en caso de no existir esta posibilidad es muy probable que el médico le recomiende el suplemento de vitamina D en gotas desde el nacimiento hasta que el niño deje de lactar (las leches de fórmula contienen suplementos con vitamina D).

Su bebé también necesitará un complemento de vitamina D si ha nacido prematuro o tiene determinados problemas médicos, consúltelo  con su pediatra cuando el niño nazca.

Algunos profesionales recomiendan a las mujeres que amamantan tomar diariamente un suplemento vitamínico, para asegurarse que obtienen la porción adecuada de vitaminas, pero no existen pruebas definitivas de que sea necesario realizarlo. Si la madre lleva una dieta equilibrada, debería obtener todas las vitaminas necesarias para ella y su hijo. Sin embargo, si la madre lleva una dieta vegetariana estricta, deberá tomar vitaminas del complejo B, ya que determinadas variantes de la vitamina B solo se encuentran en las carnes, aves y pescados.

De todos modos si su hijo toma leche de fórmula obtendrá todas las vitaminas que le hagan falta ya que estas vienen todas enriquecidas con vitaminas.