Consejos para cuidar mejor la alimentación de nuestros hijos

Muchas veces compramos alimentos preparados para nuestros hijos y no prestamos mayor atención a lo que hay escrito en las etiquetas nutricionales, y estas mismas nos ayudan  a diseñar correctamente la dieta, equilibrada y contienen información básica sobre los valores alimentarios y nutritivos que lo que estamos comprando posee.

  • El valor energético y el contenido total de grasas saturadas hidratos de carbono, azúcares y sal que tiene cada porción nos ayuda a controlar mejor la calidad de alimentos que estamos dándole a nuestro hijo.
  • Las cantidades necesarias que aparecen recomendadas, es el porcentaje exacto que proporciona cada porción del alimento.
  • También es muy importante leer si posee elementos que puedan producir alergia en nuestro pequeño, como huevo, maní, soja, cereales, gluten, frutas secas, etc.
  • La fecha de vencimiento, también es importante tenerla siempre presente ya que de allí sabremos la calidad de materia prima que se utilizo y el lugar donde el producto fue envasado.

Así mismo luego de leer cuidadosamente las etiquetas es conveniente aprender a conservar los alimentos para que no se deterioren, sobre todo si necesitamos congelarlos. En este caso siempre es conveniente, guardarlos en envases de plástico o bolsas de poliestireno de cierre hermético, si lo que vamos hacer es conservarlos fuera de la nevera, entonces es mejor utilizar envases de vidrio, ya que los de plástico absorben el olor y lo trasmiten fácilmente al resto de los alimentos.

No es conveniente tampoco reutilizar muchas veces las botellas de agua mineral ya que de no ser correctamente higienizadas, pueden adquirir gérmenes que fácilmente pasan mediante la alimentación de nuestro hijo, pudiendo causar enfermedades.

Foto: Gracias a iandeth