Los problemas de fertilidad pueden causar depresión

test de embarazo

Los problemas de fertilidad pueden llevar a una depresión. Las expectativas que tenías sobre la forma como tu vida se «supone» podrían no estar saliendo de la forma como tu esperabas.

La pérdida de la familia que imaginas tener con tu pareja se puede repetir mes tras mes. Además los sentimientos de que tu propio cuerpo te está decepcionando pueden ser como una traición.

La mayoría de mujeres crecen creyendo lo que aprendieron en la escuela, que es fácil quedar en embarazada. Para una gran cantidad de mujeres, en especial aquellas jóvenes, no concebir puede ser la primera gran decepción real que tienen que afrontar en su vida adulta.

Después de darte cuenta de que la naturaleza no está cooperando con tus planes, puedes empezar a ponerte más activa en tu plan de concebir al usar predictores de ovulación o a medir tu temperatura basal. Si todas esas medidas fallan, puedes empezar a sentir que otra expectativa de lo que debería haber funcionado desaparece, y puedes empezar a sentir como si fueras insuficiente.

A medida que una expectativa tras otra empiezan a fallar, puedes empezar a tener sentimientos de pérdida y depresión. Además si tus amigas o hermanas empiezan a tener su propia familia, te puedes sentir peor sobre tu dificultad de concebir. Para algunas mujeres, los sentimientos de depresión pueden durar por varios días cada mes después de que tienen el periodo. Para otras, esta sensación se mantiene día tras día.

Foto:Gracias a [177]