Consejos para cuidar el cabello graso

Consejos para el cabello graso

Cuidar el cabello graso es más complicado que hacerlo con los otros tipos de cabello, porque algunas de nuestras costumbres cotidianas de lavado y peinado pueden lejos de reducir la apariencia grasa de los cabellos convertirlos en un verdadero problema, por ello más que atormentarse buscando productos que quizá hasta no mejoren el problema, solo hay que tener en cuenta algunos cuidados básicos que bien ayudan a controlar el exceso de las glándulas sebáceas que provocan este tipo de cabello.

Utilizar un champú de bajo ph, es lo más indicado y fácil porque basta con fijarse en las etiquetas del producto para ver que algunos pueden tener mucho ph que sí es indispensable para algunos tipos de cabello pero no para estos. Hay que reducir la dependencia de los rizadores de cabello y cepillos porque el extremo calor acentúa el problema. También es importante, no frotar el cabello demasiado al secarlo ni lavarlo con agua excesivamente caliente porque ello aunque pudiera pensarse lo contrario, aumenta la sensación de cabello graso que no se ve nada atractivo.

Una reducción en la dieta de la ingesta de comidas con grasa, obra maravillosamente en unos resultados formidables, porque el cabello graso se ve acentuado con un consumo alto de calorías y grasas. Algunos productos para el peinado como las cremas de peinar y los fijadores en gel o mousse también pueden resultar poco recomendables, para que tu cabello luzca bien, puedes recurrir a fijación más ligera, o apenas un poco de laca así contrarrestar la apariencia que dan estos productos y que en un cabello graso lejos de darle cuerpo y movimiento lo hace falta de atractivo.

Lavarlo constantemente contra lo que se creía hasta poco tiempo atrás, no es la mejor manera de controlarlo, porque el lavado intensifica el trabajo de las glándulas sebáceas. Con estos pequeños trucos, puedes lograr que el cabello luzca mejor, aligere su apariencia y tenga mucho cuerpo.