Decorar con biombos

Decorar con biombos

Los biombos dentro de la decoración moderna en algunas ocasiones no tienen cabida por los nuevos estilos que esta nos presenta. Sin embargo, muchas veces como resurgiendo de las cenizas es una excelente opción para separar económicamente ambientes sin aislar del todo uno del otro.

Los biombos son piezas decorativas utilizadas desde la antigüedad, y sus precios varían según estilos, o líneas de diseño que posean. También es muy fácil diseñarlos y construirlos, mediante bastidores de madera, construidos con aglomerado, con viejas persianas en desuso,  separando con bisagras, cada uno de sus pliegues y apelando a la pintura y el decoupáge para adaptarlos a las necesidades decorativas de cada ambiente.

Dónde colocar los biombos

Resulta de mucha utilidad, para separar el salón comedor de la cocina , o el área de los sillones del resto del salón, o el área de la biblioteca, del rincón del ordenador,  todo dependerá de cual sea el espacio que tengamos en mente redistribuir o separar.

En el dormitorio

Vestidor. Improvisa un vestidor dejando detrás del biombo un armario abierto o usando parabanes para colgar la ropa. También puedes colocarlo en un rincón o detrás de la cama, al estilo en que se usaba años atrás para crear una zona íntima.

Decorar con biombos

Cabecero de cama. Hay muchos modelos. Elige el que mejor vaya con tu decoración general y, simplemente, colócalo en lugar del cabecero. Si no quieres hacer taladros en la pared, el mismo somier lo sujetará.

Decorar con biombos

En el pasillo

Separando visualmente el salón de la entrada de la casa. Cuando el salón y el pasillo están unidos, un biombo como separador dará independencia a ambas estancias. Utiliza alguno cuyos paneles dejen pasar la luz para evitar que el pasillo quede en sombras. Si no pesa mucho y no quieres que se venza con las corrientes de aire, fija un lateral a la pared. Podrás plegarlo y desplegarlo cuando lo necesites.

En el salón

Puedes usar un biombo de madera para destacar algún mueble o antigüedad. Tendrás que asegurarte de que ambos muebles contrastan y combinan lo suficiente para que consigas ese efecto. El biombo tiene que ser el más sencillo de los dos.

Decorar con biombos

Aportar calidez. Puede que tengas un rincón un poco frío, difícil de incorporar a la decoración general. Utiliza un biombo decorativo, en lugar de cuadros u otros objetos más voluminosos, para que se sume a la decoración sin ocupar espacio.

En el exterior

Separador de ambientes. Hará las mismas funciones independizando ambientes que en el interior. Por ejemplo, separando dos zonas en el porche.

Evitar miradas indiscretas. Un biombo puede servirte para evitar que la zona de estar u otra en la que pases tiempo sea objeto de miradas indiscretas.

Como soporte de una enredadera. Puedes usar el biombo como soporte de una planta trepadora o una enredadera. Solo tienes que conseguir que la planta no colapse la vista del biombo. En este caso, el material ideal es la forja o uno metálico en general.

Como siempre decimos, las posibilidades son muchas, es solo cuestión de imaginación y manos a la obra, un biombo es una pieza decorativa, que además nos permitirá obtener dos ambientes mimetizados en sí mismos.