Consejos y trucos para talones agrietados

talones agrietados

Con el paso del verano y el uso de ojotas y sandalias no es nada raro que al estar tanto tiempo al descubierto y en contacto con el aire los talones de nuestros pies, se resequen y se tornen agrietados, os contamos como tratarlos para recuperar la suavidad y tersura de la piel.

Cómo tratar los talones agrietados

Hay que poner atención a esta resequedad en los pies ya que se lastiman con mayor facilidad, y es una zona delicada, que además provoca dolor y malestar al caminar, por eso cada vez que tomes un baño, lo mejor será utilizar una piedra Pómez que ayudará a remover justamente esa piel reseca que se encuentra muerta para que se regenere mucho más rápido. Puedes aprovechar luego de bañarte alguna crema exfoliante que contenga justamente pepitas de piedra Pómez para eliminar esas asperezas.

También puedes exprimir el zumo de un limón y luego mojar un paño y colocarlo sobre los talones durante 10 minutos para que el mismo hidrate la zona y cicatrice desinfectando las grietas o heridas. Resulta muy beneficioso también colocar banana pisada a manera de crema y dejar actuar durante 15 minutos y luego enjuagar con abundante agua.