Mitos acerca de la primera dentición

Alrededor del proceso de dentición de los más pequeños, se dicen y tejen innumerables creencias populares, que terminamos conociendo como mitos, pero nunca sabemos del todo si son reales.

Para tener presente y recordar, acá dejamos algunos de ellos.

  • No es cierto que la tardanza en la aparición de los dientes signifique que el bebé tenga carencia de calcio, o problemas en su crecimiento, eso lo debe evaluar el pediatra.
  • La dentición no ocasiona fiebre, ya que la misma es un síntoma de que algo no está bien, por ello si apareciera es necesario consultar con el pediatra para que detecte de donde proviene la misma.
  • Nunca se deben frotar las encías del bebé con bebidas o sustancias que contengan alcohol, ya que las mismas no calman las molestias, y es una práctica que está contraindicada.
  • El uso de anestésicos tópicos en estos casos no produce adormecimiento en la garganta ni mucho menos en el estómago, tampoco trae consecuencias la falta de apetito, pero para mayor seguridad hay que seguir las instrucciones recomendadas por nuestro pediatra de confianza.
  • Es falso que los primeros dientes no pueden tener caries, ya que existen las caries llamadas de biberón, es por ello que desde que aparecen se debe realizar una correcta limpieza bucal del bebé.

Recuerda mamá, que la salida de los dientes no implica falta de apetito en el bebé, si es cierto que come menos por el malestar general  por lo tanto mientras dure ese proceso debes ser muy cuidadosa al alimentarlo, ya que los roces de succión o de la cuchara producen dolor.

No dudes en consultar con tu pediatra de confianza.