Porque el niño no quiere asistir muchas veces a clases

Nadie conoce a sus pequeños hijos como lo hacemos los padres, y muchas veces no quieren asistir a clases o se niega a ir al jardín infantil por motivos que desconocemos, lo importante en estos casos es mucho diálogo, y tratar de averiguar cuales son los inconvenientes que hacen que no quiera ir a clases.

Muchas veces nuestro hijo tiene problemas que desconocemos para relacionarse con el resto de los niños, porque su timidez no se lo permite, y otras tantas suele ser al revés y el resto de los niños tiene problemas para sintonizar con él. Esto hace que se aparte del nuevo círculo y no quiera tener amigos, porque se siente aislado de alguna manera.

Otras veces no se siente a gusto con la docente, y puede deberse a que sus métodos de enseñanza no sean del agrado del niño, y lo lleven a posteriores bloqueos.

Puede que nuestro hijo este sometido a situaciones de agotamiento, o cansancio por falta de sueño, por el cambio de sus rutinas, sobre todo cuando comienza el jardín y hasta que se adapte a este nuevo desafío que le proponemos en su vida. O también, puede que ocurra, que no posee suficiente autoestima y teme quedar en ridículo frente a sus nuevos compañeros, esté pasando por situaciones estresante  y se siente agobiado y siente que le estamos exigiendo demasiado.

En todos los casos es sumamente importan que hablemos con él, busquemos cuales son las causas que hacen que no quiera participar de las actividades escolares, y trabajemos juntos para mejorar estos inconvenientes y retome sus actividades cotidianas.