Preparar la economía para la llegada del bebé


Tener un bebé en la actualidad se siente como un proceso abrumador. Es decir, en algunas ocasiones parece que las preparaciones que se hacen antes de que el bebé llegue, así como aquellas cosas que se hacen después de la llegada del nuevo miembro de la familia son más importantes que el niño en si. Además con los tiempos económicos actuales se necesitan algunos consejos para decorar la habitación del bebé de forma que no afecte mucho nuestro bolsillo.

Antes de todo, piensa en la seguridad: A pesar de que no necesitas hacerlo todo antes de la llegada del bebé, es una buena idea tener una lista de cuestiones de seguridad para los elementos del bebé. Ya sean el moisés, coches de bebé, sillas altas o sillas de seguridad para el automóvil, estos elementos tienen unas guías de seguridad actuales que se deben seguir. Así no se recomienda comprar o prestar estos elementos que tengan muchos años, porque posiblemente no tienen la seguridad adecuada.

– La mejor manera de ahorrar dinero en la habitación del bebé, es aceptar regalos de otras madres. Muchos padres son muy felices al regalar cosas que son muy pequeñas para su bebé o que ya no necesitan. Así si tienes un amigo o un familiar con un bebé unos tres o seis meses mayor que el tuyo, esa persona te podría ayudar.

Lo siguiente es, si las cosas no se te ofrecen como regalos, pide que te presten los elementos más importantes que necesites. Por ejemplo puedes tener un amigo con un niño de tres años que no necesita ya una cuna. Seguro ese amigo estará feliz de que tú le guardes la cuna por algunos años o hasta cuando la necesiten otra vez.

Compra cosas usadas: Las ventas de garaje, los mercados de las pulgas y otras tiendas son un excelente lugar para comprar piezas que han sido sólo usadas un poco. Tendrás así la posibilidad de ahorrar mucho dinero que si compras algo nuevo y posiblemente tendrás una calidad mayor que la de los elementos económicos que comprarías nuevos.

Usualmente puedes negociar piezas para que se acomoden a tu presupuesto. Debido a que la mayoría de las personas compran los elementos de bebé nuevos, usualmente casi no se usan y están casi nuevos. Además de mirar cosas de bebé, también puedes mirar otras cosas, tal vez puedes encontrar una hermosa cómoda o una silla mecedora que pueden ser perfectas para la habitación.

Foto: Yarn Theory.