Cuándo dejar que tu hijo consuma goma de mascar

Unas de las golosinas que más gustan a la gente en general, pero que también son apetecidas por los niños es la goma de mascar o el popular chicle. Esta golosina nos acompaña durante toda la vida desde que somos pequeños, pero muchos padres se preguntan qué tan grande debe ser el niño cuando le ofrezcamos por primera vez esta deliciosa golosina, en especial para que sea seguro para ellos.

Los niños en general empiezan a consumir sus golosinas a diferentes etapas de la vida y así como hay algunos que pueden empezar a consumir goma de mascar cuando apenas tienen dos años, otros padres deciden esperar algunos años más para que tengan la boca un poco más grande y no se vayan a asfixiar o atragantar con esta nueva golosina, que si no se mastica adecuadamente puede llegar a ser peligrosa.

Los doctores usualmente recomiendan que la primera vez que se le puede brindar a un niño goma de mascar es a los cuatro años. Todo porque esto es algo pequeño y duro que se está poniendo en la boca de tu hijo, como son las palomitas de maíz y las frutas deshidratadas, que pueden llegar a quedarse en la garganta de tu hijo. Además la mayoría de los niños no entienden el concepto de masticar sin tragar hasta cuando tienen alrededor de esa edad, porque va al contrario de lo que se les ha enseñado desde que comen alimentos sólidos.

Cuando decidas que es la hora de que tu hijo pruebe esta golosina, te recomiendo que le brindes una de esas que son alargadas, porque en bolas o de forma dura rectangular pueden llegar a ser muy duras, mientras que las alargadas son más suaves y así más fáciles de masticar para tu pequeño. Además al ser tan suaves, tu fácilmente le puedes dar pedazos pequeños mientras se acostumbra a la idea de simplemente masticar.