Causas físicas de la enuresis parte II

Continuando con las causas físicas de la enuresis, que los niños muchas veces padecen, nos encontraremos con el caso particular de la enuresis nocturna, en la cual el niño durante el día controla perfectamente la orina, pero cuando se va a dormir,  solamente se despierta cuando ya se ha mojado, en un estado de absoluta tristeza y decepción consigo mismo.

Si los exámenes médicos han descartado cualquier enfermedad de su sistema, hay muchos niños que dos o tres veces a la semana terminan mojando la cama, y en realidad es que la mayoría de los niños que se orinan padecen de enuresis nocturna. Lo peor de esto que es al sentirse humillados y avergonzados esto puede repercutir mucho en su vida y por lo tanto dejan de ir a campamentos, a dormir a la casa de sus amiguitos etc.

La enuresis nocturna tiene varias causas:

Puede darse por una falta de entrenamiento, muchos niños no tienen un absoluto aprendizaje sobre como retener sus esfínteres, ya sea porque los padres han sido demasiado permisivos, o por el contrario demasiado estrictos, pretendiendo que comenzaran muy pronto  a dejar el pañal, cuando aún no estaban preparados.

La solución en estos casos, es que el médico le brinde un entrenamiento de retención y refuerzo positivo en primer lugar, y si no funciona, hay tratamientos de alarma, para ayudarlo a corregir este problema. En todos los casos hay que descartar que no exista una falta de hormona, antidiurética.