Dubrovnik, historia y paisajes en Croacia

0

Ciudad de Dubrovnik

La ciudad de Dubrovnik, también conocida como la perla del Adriático, en Croacia. Ciudad que en el pasado formo parte junto a una porción de la costa y las islas cercanas, la República de Ragusa (siglos XV y XVI).

Se trataba de un estado próspero y competitivo que rivalizaba con Venecia y otras ciudades costeras por el control y la influencia en el Mar Mediterráneo. En esos tiempos, su flota era una de las más importantes de Europa, y los consulados de Ragusa se extendí­an en 50 ciudades del Mar Mediterráneo.

Se trata de una ciudad rica en historia y en paseos, con monumentos, plazas y edificios históricos y que muestra los años de supervivencia a desastres naturales, invasiones y toda clase de catástrofes. Una ciudad con un casco histórico que ha conseguido preservarse y convertirse en Patrimonio de la Humanidad, un destino realmente único e inolvidable en las costas croatas.

The ovaries produce sex hormones – estrogen 50mg Generic Viagra. and progesterone, as well as a small amount of androgens. Estrogens affect the

Un terrible terremoto destruyó gran parte de la ciudad en 1667 pero dos de los edificios históricos se mantuvieron en pie: el Palacio del Rector y el Palacio Sponza.

La gran mayorí­a de los edificios renacentistas fueron destruidos y la ciudad se reconstruyó en base al estilo dominante del momento: el barroco.

Las murallas de Dubrovnik la convirtieron en una de las fortalezas del Mar Adriático, los invasores debí­an sortear las diversas fortificaciones y estructuras defensivas antes de poder entrar en la ciudad y eso le gano una reputación en tiempos donde los ataques bárbaros eran moneda corriente.

Paseos y monumentos en Croacia

Así­ que en Dubrovnik tenemos una excelente combinación de historia, arquitectura y espí­ritu de supervivencia. La ciudad volvió a sufrir la destrucción cuando la Guerra de Independencia de Yugoslavia, pero los habitantes volvieron a transformarla en la perla del Adriático, en un ejemplo del trabajo y la constancia.

La ciudad se divide en dos por la calle Stradun, que recorre todo el centro de la ciudad de una puerta a la otra.  Al oeste encontramos la Plaza Luza, con la emblemática Torre del Reloj en su centro.

Centro Ciudad Dubrovnik

Las campanas de la torre son golpeadas por los zelenci (hombres verdes)  cada hora en punto, además podemos ver un hermoso calendario lunar y a pocos metros está el Palacio Sponza, uno de los monumentos más importantes de la ciudad.

Alrededor de la ciudad existen distintas aldeas y pueblos rurales, que conforman una ruta muy campestre, ideal para los amantes del senderismo y los paseos tranquilos. También se puede realizar en coche, aunque hay que tener cuidado en los caminos serpenteantes.

Las calles de Dubrovnik son estrechas y se pierden entre casas, iglesias y pequeñas plazas. El empedrado es clásico en las urbes de origen medieval y las imágenes de riscos y el agua chocando con los muelles da cuenta de algunas de las postales más hermosas del paí­s.

La región fue durante siglos invadida y reconquistada por eslavos, normandos y ávaros entre otras tribus. El recuerdo de los asedios está fresco en las murallas y en la historia de una ciudad que se ha transformado en uno de los centros del turismo medieval de Croacia.

You might also like More from author

Leave A Reply

Your email address will not be published.