Cómo mejorar la calidad de vida de los niños diabéticos

0
80

niños diabeticos

Los hábitos alimentarios en los niños diabéticos son una forma natural de hacerles llevar una vida más saludable, este tipo de patología infanto-juvenil suele aparecer cuando el páncreas deja de producir insulina.

La insulina es la hormona que le permite al organismo aprovechar los aportes que le brindamos al organismo por medio de la alimentación, y si los niños carecen de esta hormona pueden no desarrollarse de la forma correcta.

Alimentos que suben el azúcar en niños diabéticos

Leches y yogures, panes y galletas, las pastas simples o rellenas, cereales, entre ellos el arroz, polenta y avena, las legumbres (alubias, garbanzos y lentejas), entre los vegetales que suben el azúcar en sangre, encontramos la patata, la batata, el choclo, la calabaza y la yuca. Se deben evitar los dulces y postres en general.

Por otro lado hay alimentos que pueden consumirse a diario y que no suben el azúcar en los niños, pero deben estar supervisados por el especialista en nutrición, y en las cantidades indicadas por el mismo.

Los líquidos, agua, soda, zumos y gaseosas dietéticas, aguas saborizadas, amargos dietéticos, infusiones con endulzantes artificiales, y caldos desgrasados. Las verduras, pueden ser absolutamente todas las de hoja verde, acelga, espinaca, achicoria, lechuga, ajo, alcachofa, apio, berenjena, berro, brócoli, pimientos, tomates, remolacha, zanahoria etc.

También se pueden incluir en la dieta carnes blancas, rojas y pescados , siempre que sean magros, y las sustancias grasas, como aceites de oliva, manteca, y mayonesas dietéticas, con cuidado.

Balancear el consumo de carbohidratos

  • Alrededor del 10% al 20% de las calorías que consume su hijo deben venir de la proteína. Trate de seleccionar carnes magras como pollo o carne.
  • Aproximadamente del 25% al 30% de las calorías deben venir de la grasa. Trate de evitar comidas con muchas grasas saturadas y los ácidos grasos insaturados (o que su hijo solamente las coma con moderación).
  • Alrededor del 50% al 60% de las calorías que consume su hijo deben venir de los carbohidratos. Estimule a su hijo para que coma muchas verduras anaranjadas y verdes cada día como zanahorias y brócoli. Escojan entre el arroz negro en lugar de arroz blanco y las patatas regulares.

Si a veces se siente perdido mientras planifica comidas bien balanceadas y nutritivas, la inspiración nunca está lejos. Los libros de cocina y las páginas de recetas del Internet ofrecen muchas sugerencias de comidas saludables las cuales usted puede preparar fácil y rápidamente.

Foto: Gracias a Alex E. Proimos

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here