2 consejos para ubicar el escritorio

Si no contamos con la posibilidad de dedicar un ambiente específico para ubicar el escritorio o la zona de trabajo, suele ser complicado encontrarle una ubicación, donde no estorbe, ni obstruya el paso, manteniendo libre el resto del ambiente donde hemos decidido acoplarlo.

Pero puedes tener en cuenta estas dos sugerencias, para lograr un espacio, despejado y ordenado que se acople al resto de la decoración de una habitación determinada.

  1. Podemos ocupar un espacio, recreando la mesa de escritorio entre dos pilares con estantes. Siempre en las habitaciones poseemos espacios que quedan libres y no sabemos que hacer con ellos, una posibilidad es aprovechar el espacio que queda situado entre dos pilares, valiéndonos de estanterías en fórmica, recreando un pequeño espacio de trabajo, que nos permitirá armar la biblioteca, donde mantener las cosas ordenadas y tener a mano nuestros apuntes, así como también destinar uno de los estantes, para oficiar de mesa de oficie, donde podremos colocar una silla o butaca, que combine con el resto del mobiliario de la habitación que hayamos elegido.
  2. Otra posibilidad es aprovechar algún hueco que quede entre el armario y un tabique, a la mitad del salón esta opción puede ser recreada, utilizando algún pilar, que nos ayudará a armar una delicada librería, con estantes de madera o materiales que permitan mantener el estilo de nuestra decoración, y empotrando en el hueco restante una pequeña mesa de trabajo, realizada a medida, para que nada quede fuera de su lugar.