Combinación de géneros para marcar diferencias

Hablamos de las cortinas con anterioridad, pero en esta oportunidad nos detendremos en la combinación de géneros para marcar un estilo propio en la decoración.

En el comedor que podemos observar, los aportes de tela están concentrados pura y exclusivamente en la combinación de los paños, uno traslúcido y voluptuoso que nos permitirá filtrar la luz natural cuando sea necesario, y unos paños en la gama de los tierra de un género más opaco, que en el caso de no desear luz desde afuera vestirá la ventana, sin permitirlo y otorgándole al ambiente una total privacidad.

En esta composición se puede ver claramente que el género traslúcido tiene unas delicadas flores que se van a la perfección con el resto del cortinado opaco al que se lo puede recoger con alza paños de bronce, o materiales que se mezclen con los colores del resto de la decoración y unas delicadas borlas muy pero muy personales. De esta manera tendremos un ambiente cálido, que sin demasiados detalles, se luce sobrio, personal, y muy acogedor.