Cómo pintar una pared con esponja

Cómo pintar paredes con esponjado

Esta técnica, es de fácil aplicación en todo tipo de paredes, sobre todo si queremos personalizarla o decorar por completo un ambiente, como es el caso de la habitación de los niños, en la que se pueden lucir espectaculares motivos infantiles o recreaciones marinas.

Crear texturas en la paredes con la técnica del esponjado

El esponjado o trapeado es una técnica mediante la cual podemos obtener increíbles resultados en el acabado de diversos tipos de superficies como son la madera, cerámica y yeso.

La pintura con esponja es una técnica popular por una variedad de razones. Cubre de forma efectiva una serie de imperfecciones de la pared así como errores y superficies irregulares en la pared. La pintura con esponja también añade profundidad y textura, por lo que crea interés visual en comparación con el color tradicional plano en las paredes. Puedes utilizar pintura con esponja en cualquier habitación de la casa y la técnica no toma mucho tiempo.

Para realizar esta técnica debemos contar con los siguientes materiales:

  • Reglas.
  • Un nivelador de pared.
  • Cinta pintor.
  • Pintura látex blanca.
  • Tintes.
  • Diferentes tipos de esponjas por ejemplo esponjas naturales.

Principalmente debemos tener en cuenta cuales son los motivos que vamos a realizar, en este caso específico hablaremos de figuras geométricas, pero esta técnica puede aplicarse a cualquier diseño de pintura que deseemos plasmar, como por ejemplo, recreaciones marinas,motivos florales.

Cómo pintar paredes con esponga

Antes de comenzar debes de limpiar las paredes con un paño limpio para quitarles el polvo y que en pintarlas no queden pelusas pegadas en ellas. A continuación tienes que ponerte unos guantes para evitar mancharte las manos y los brazos. Así como usar ropa vieja, porque al no ser profesional aunque tengas mucho cuidado, puede que te manches. Al ponerte ropa vieja y cómoda para pintar, si te manchas no te sabrá mal.

  1. En el caso de realizar cuadrados sobre la pared, con la regla y el nivelador dividiremos la pared e varios cuadrados todos de la misma medida, y los marcaremos con un lápiz suavemente, en el caso de elegir otro diseño, es el momento de transferirlo a la pared a través de las plantillas.
  2. Luego debemos tapar aquellas superficies que no desea que se tiñan del color que va a utilizar, para ello se puede utilizar la cinta de carrocero, en el caso de los cuadrados podrá realizar una cuadricula colocando la cinta  para enmarcar los cuadrados.
  3. Luego debe dividir la pintura de látex en dos recipientes y colocar los tintes elegidos.
  4. Coja la esponja  y  sumérjala en la pintura, quite los restos de pintura sobre el recipiente antes de comenzar a dar pequeños golpecillos  sobre la pared, una vez  que la pintura se ha secado puede retirar la cinta de aquellos sitios donde cubrió para que no se pintasen  de los colores que hemos escogido.

Esperamos que esta nueva idea os ayude a llenar de color y vida vuestras paredes, convirtiendo cada uno de los rincones de vuestra casa en algo especial.