Cómo forrar estanterías con papel

Cómo empapelar una librería

Hemos visto el papel pintado en todo tipo de habitaciones, en las paredes, decorando el pasillo y otras zonas de paso, incluso en las zonas húmedas de la casa como lo son la cocina y el baño. Y lo cierto es que, independientemente de espacio que decore, el papel tapiz o papel pintado es capaz de crear ambientes con mucha personalidad, ambientes delicados y acogedores con mucho encanto.

Hoy queremos proponerte una idea original que resulta ideal para dar un nuevo aire a la decoración de cualquier espacio. Aunque, en este caso no se trata de apostar por colocar papel pintado en ningún ambiente, se trata concretamente de renovar la decoración aplicando papel tapiz en una estantería. Al forrar el mueble, cambia de forma totalmente radical su aspecto y también la estética de la decoración en general.

Empapelar estanterías

Las estanterías son una excelente opción para mantener el orden , sobre todo si no contamos con gran cantidad de espacio. Muchas veces como todos los muebles de la casa se van deteriorando, pero les proponemos renovarlos con mucha imaginación, de una manera económica forrándolas en papel.  Lo puedes aplicar en los estantes del armario empotrado, de alguna repisa, o de la biblioteca, es solamente cuestión de ingenio.

Cómo forrar una estantería

Materiales:

  • Estantes de madera para forrar.
  • Recortes de papel pintado.
  • Cola de empapelar.
  • Pincel ancho.
  • Barniz acrílico.

Para comenzar el proceso de forrado de los estantes:

  1. Debes recortar trozos de papel de un mismo tamaño y que no sean demasiado grandes, para trabajar cómodamente  y sellar los estantes con una mano de cola de empapelar y dejarla secar muy bien.
  2. Con la misma cola de empapelar debe ir adhiriendo los recortes de papel,comenzando por la parte inferior del estante, sin dejar burbujas de aire, puede ayudarse con el pincel para ir quitándolos a medida que aplicalos pedazos de papel sobre la superficie. Se recomienda adherirlos en diferentes direcciones, y superponiéndolos unos con otros, para que las imágenes queden parejas, alisar completamente la superficie con cuidado y para evitar la formación de grumos o que quede aire entre ambas superficies no debe colocar demasiada cola.

Deje secar muy bien al menos 24 a 48 horas, y luego de dos manos de barníz acrilico. Una vez secas, ya están lista para utilizar.