Beneficios estéticos de la arcilla y la fangoterapia

La fangoterapia o terapia alternativa con arcillas, es una de las más utilizadas en los últimos tiempos en el ámbito de la belleza por sus propiedades estéticas, ya que resulta refrescante, desinflamatoria, cicatrizante, purificadora y renovadora de las células de la piel.

Contenido de la fangoterapia

Su gran contenido de cobalto es ideal para contrarrestar los efectos del envejecimiento cutáneo, que barre con las células muertas y  su contenido de magnesio, al mismo tiempo combate los radicales libres permitiendo así una piel mucho más firme, elástica y tonificada. También posee cobre, silicio y zinc, que son oligoelementos que actúan en la producción orgánica de colágeno y elastina.

También es muy beneficiosa para aquellas pieles que se encuentran deshidratadas, ya que equilibra el pH de la piel naturalmente, ayudando a recuperar el tono muscular.

Por otro lado la fangoterapia también resulta muy beneficiosa y eficaz, para mantener la urgencia de los senos, y evitar su flacidez, atenuar manchas en la piel, disminuir las huellas que deja el acné, contra la rosácea, los eccemas y contra la caída del pelo.

Así mismo hay que reconocer que la fangoterapia favorece la reproducción celular, ya que posee químicamente los oligoelementos y sales minerales que el organismo necesita para cuidar adecuadamente la piel, estimula la circulación sanguínea, reconstituye los tejidos y produce una hiperactivación orgánica que favorece en todos los sentidos.