Cómo tratar los orzuelos en los niños

Los orzuelos son infecciones de las glándulas polisebáceas de los párpados que aparecen a causa de bacterias como los estreptococos o estafilococos, y le provocan al bebé o niño una exagerada picazón en sus ojos.

El tratamiento consiste en colocar una compresa empapada sobre sus ojos, y deben mantenerse entre 5 a 10 minutos repitiendo este tipo de operación tres o cuatro veces al día, gracias al calor de la compresa se irá abriendo de a poco el orzuelo, y permitirá la salida de la infección.

Si este tipo de inconveniente persistiera a pesar de colocar las compresas de agua tibia el pediatra es muy probable que le prescriba algún tipo de pomada con antibióticos, y de esta manera poder curar este tipo de infecciones oculares que suelen ser muy molestas, sobre todo cuando el niño es demasiado pequeño.

Para evitar la aparición de los orzuelos, es primordial que cuando nos acerquemos al bebé tengamos siempre la precaución de lavarnos las manos antes de entrar en contacto él, y así mismo cuando llegue el momento enseñarle y que el mismo adquiera el hábito de higienizar correctamente sus manos, sobre todo para que no se toque los ojos, con las mismas cuando estén sucias.

Foto: Gracias a peasap