Regurgitaciones y vómitos, molestias del bebé

regurgitaciones bebe

Tanto los vómitos como las regurgitaciones son muy normales, sobre todo en un bebé recién nacido, dado que devuelven un poco de leche luego de cada toma, sale expulsada  de manera escasa y sola, sin ningún tipo de esfuerzo, y recibe el nombre de reflujo.

Esto se da en bebés que han ingerido mucha comida o muy rápido y como su sistema digestivo está aún inmaduro, expulsa el exceso, porque no lo necesita. Este tipo de inconveniente desaparece a medida que el bebé va creciendo. No es de extremo cuidado, a menos que el niño presente otros inconvenientes y no suba de peso correctamente.

Tenga presente que si la expulsión es excesiva y abrupta estamos hablando de un vómito, y si esto sucede siempre después de cada toma, lo mejor es consultar inmediatamente con el pediatra, para que se averigüen las causas. Muchas veces estos vómitos repentinos y compulsivos se producen por una estenosis del píloro, esta es una malformación que se manifiesta en las primeras semanas de vida, y de ser detectada necesita intervención quirúrgica.

No dude en acudir a su pediatra ante la menor duda, podemos buscarle muchas soluciones caseras a los vómitos del bebé, pero siempre es mejor ante estos casos, las recomendaciones del profesional, recuerde que su bebé es pequeño, y así como está bien de repente puede sentirse mal, y lo mejor siempre es consultar.

Foto: Gracias a joeltelling